Encontranos

Efemérides

De regreso a oktubre

La colección histórica de Centro Social Las Higueras tiene a sus tres mejores obras en el mes de octubre, con mismo día en dos ascensos y su aniversario cada 20 del corriente. En el ’99 comenzó la revolución que cambió el curso institucional.

Publicado

en

Octubre, mes festivo para Centro Social Las Higueras.

Como si fuera un guion de ficción o un disco de vinilo, Centro Social Las Higueras acomodó sus mejores piezas en octubre. En el promedio del décimo mes del año, el “azulgrana” se destacó con su banda y consiguió dos ascensos en el mismo día (en 1999 y 2010). Con agregado de que todos los 20 celebra un nuevo año de vida. Fuego de octubre.

El primer solo lo consiguió el 17 de octubre de 1999, de la mano de Sergio Albelo como DT y ante Renato Cesarini. Los “azulgranas” llegaron a la instancia final con los “naranjas” y, tras un 0 a 0 en la ida y un 2-1 de visitante, lograron el primer ascenso en su historia.

Centro Social había terminado sexto en la Fase Clasificatoria, con 26 puntos y a 14 del líder Banda Norte. En las semifinales tuvo su primera prueba de fuego, enfrentó a quien había sido segundo en la rueda previa: Everton Club de Coronel Moldes (36 puntos).

En las Higueras los de Albelo mostraron todo su potencial y fiel a su historia pisaron fuerte en la ida. Triunfo por 4-2 y siete días después harían lo propio en tierra moldes: nueva victoria, esta vez por 2-0 y boleto directo a la final.

En la cita máxima se vio las caras con Renato Cesarini y, tal como se anunció anteriormente, se impuso en el doble partido y consiguió el salto a la élite regional.

“La primera imagen que tengo y lo que más rescato es el gran grupo humano que se formó, creo que eso es lo más clave en los equipos que consiguen cosas importantes. Pero en mi caso lo tomé como un doble logro, porque me recibí de técnico en el ’97 siendo muy joven, comencé a dirigir un año después y le daba indicaciones a gente de mi edad o incluso mayor”, recordó el DT Sergio Albelo.

“Ese equipo tenía una mezcla de todo, había mucha juventud que la aportaban los chicos del club y teníamos mucha experiencia con jugadores que ya tenían su recorrido en el fútbol. La localía también fue clave en un objetivo que siempre lo visualizamos. Nosotros íbamos meta a meta, o partido a partido como se dice, pero creo que a mitad de campeonato ya hablábamos de que teníamos chances de ascenso”, agregó el estratega.


“La localía también fue clave en un objetivo que siempre lo visualizamos.”

Albelo, el dt del primer ascenso de centro social.

Camilo Mañez, presidente del club desde hace más de una década, vivió el primer hit “azulgrana” con tan sólo 19 años. En el ’99 era un hincha más, por lo que el actual dirigente pudo desatarse más en algarabía.

“Ese ascenso nos dio la posibilidad de tomarnos con los más grandes de la Liga y la ciudad de Río Cuarto. Aparte eran otros momentos, la gente estaba muy eufórica porque hacía poquito que el club organizaba fútbol. El entusiasmo era grande”, dijo Mañez.

Y agregó: “Ese equipo empezó a consolidarse en las instancias finales, tuvo un inicio irregular, le costó asentarse pero lo hizo en la etapa más importante. Como dice la frase ‘quienes ganan campeonatos son los hombres’, tenía un promedio de edad de 25 años para arriba”.

El segundo salto de categoría también fue dramático, emocionante y revulsivo. Para más conmoción, también sucedió un 17 de octubre.

“El del 2010 fue un año extraordinario, fue la consagración de algo que formamos en 2009. Ganamos el campeonato en el medio de grandes equipos y candidatos. Había grandes baluartes, uno de ellos fue Gastón Bottino, quien jugó unos cinco partidos y después se va a Puerto Madryn para ascender a la B Nacional. El ‘Flaco’ nos libera un cupo y ahí llega Diego Moreno, desde San Luis y es la dupla de ataque con Barrozo”, comentó Mañez.

Centro Social finalizó quinto en la Fase Clasificatoria, con 19 puntos y a 16 del líder indiscutido Independiente Dolores. Su condición en la tabla en zona de grupo lo puso en frente del cuarto posicionado, el siempre complicado Centro Cultural Alberdi.

“Azulgranas” y “mercedarios” compartían el ADN aguerrido, que lo potenciaban cuando hacían las veces de locales. Así lo reflejó el mano a mano desde el matiz estadístico: Centro Social ganó la ida 1-0, de local, y en terreno “albiceleste” igualaron sin goles.  

En semifinales vino la parada más brava del torneo 2010. Otra vez su posicionamiento en la Fase Regular provocó que enfrente al líder Independiente Dolores, que en cuartos había vencido a Defensores de Alberdi. La otra llave de semifinales la conformaron Deportivo Municipal de Adelia María (había sido segundo en fase regular) y Deportivo Río Cuarto (fue tercero).

En el medio de estas instancias hubo una acción solidaria por parte de Independiente Dolores hacia Centro Social. En el último compromiso que rondaba dentro de la normalidad, el arquero titular “azulgrana” estrelló su cabeza contra el palo del arco, debió ser sometido a una cirugía (donde le hicieron 32 puntos) y se vio obligado a dejar por unos meses la actividad.

El gesto para aplaudir de la dirigencia cabrerense fue la cesión de Pablo Borgogno, guardameta que en la temporada 2010 vestía la camiseta de Santa Paula de Carnerillo (ya eliminado), pero cuyo pase pertenecía a la “Furia Roja”. La comisión directiva del elenco de General Cabrera no dudó, y pese a reforzar a su rival de turno, cedió al arquero, que sería figura en la serie y fundamental en la consagración.

“Nosotros teníamos pensado sumar un solo refuerzo, a Guillermo Prizzón (volante de contención), fuimos con todos los chicos a jugar la última fecha con Alberdi y ya mentalizados en el octogonal. Ataja Veliz, que era el titular porque quería ordenar desde el fondo a los más chicos, en la última jugada se tira y da la cabeza contra el palo y le hacen 32 puntos.  No podía jugar más por unos meses. A partir de ahí agarramos el diario y miramos a los tres arqueros de los equipos eliminados, el mejor era Borgogno, el de menos goles. Así que nos comunicamos con Pablo, se mostró predispuesto desde un primer momento y el martes siguiente lo teníamos entrenando. Borgogno hace una octogonal terrible, fue clave en el ascenso, y encima era jugador de Dolores. Por eso siempre agradezco a la gente de Cabrera por lo bien que se comportó en esa situación”, contó el presidente de Centro Social.


“Siempre agradezco a la gente de Cabrera por lo bien que se comportó en esa situación.”

Mañez sobre la cesión del arquero borgogno por parte de Independiente Dolores.

Aquí estuvo la mejor pista en el disco “azulgrana”. Otra vez hizo prevalecer su condición de local, ganó por la mínima y fue con ventaja hacia General Cabrera.

En la vuelta de semifinales claramente Centro Social no era favorito, jugaba contra el mejor de la Fase Regular y en suelo ajeno. Los “azulgrana” lograron igualar 1-1 y por la ventaja de la ida accedieron a la final. Batacazo.

Deportivo Municipal fue el próximo, y último, escollo para Centro Social, al cual venció 2-1 en ambos partidos luego de arrancar en ambas finales dos veces abajo en el marcador.

El “azulgrana” encendió el fuego de octubre con dos ascensos, conseguidos el mismo día y a 72 horas de su aniversario. Cada 20 se celebra y se escucha la mejor pieza, aunque el pogo futbolístico más grande de la historia “azulgrana” se produce todos los 17.

Rumbo a un nuevo aniversario

Camilo Mañez también hizo referencia a la actualidad institucional y deportiva del club de Las Higueras en la previa del festejo número 96.

“Nosotros tenemos una gran batalla ganada, salís por el pueblo y vas a ver en un ratito a 4 o 5 chicos con la camiseta del club. Pudimos incorporar con los años el sentido de pertenencia, trabajamos para eso y todos nos sentimos representados. El club de fútbol del pueblo hizo que todos estén pendientes, sean cercanos o lejanos”, sostuvo el dirigente sobre el ADN “azulgrana”.

En materia organizacional, Mañes dijo: “El club está al día en cuanto a impuestos, no tenemos sobresaltos en papelería y vamos caminando con polladas y ayuda de los papás de los chicos. Estamos caminando en ese sentido, nos falta como a todo el mundo la actividad deportiva, pero eso no nos detuvo. Recorro día a día y veo lo que se está haciendo en vestuarios, utilería, instalación eléctrica nueva  y la cancha de pelota paleta, damos pasos positivos y a la medida que podemos”.

Sobre el cierre, el presidente de Centro Social también se refirió a la posible vuelta a los entrenamientos en infanto juveniles: “Presentamos protocolos y estamos a la espera de la aprobación, pero acá (Las Higueras) hubo varios casos positivos y hay varios activos. Ojalá que podamos volver a la actividad recreativa, siempre y cuando sea beneficioso para los chicos, para los papás y para todos”.

Gráfico y fotos: Al Toque
Redacción Al Toque

Continuar leyendo
Publicidad

Tendencias

Propietario: Cooperativa de Trabajo Al Toque Ltda. Director: Diego Alejandro Borghi. Sebastián Vera 940, Río Cuarto, Córdoba.
Fecha. Edición N° Edicion . Registro de la Propiedad Intelectual N°09649388