Encontranos

Columnistas

El fútbol organizado: un sistema en crisis (Capítulo III)

Publicado

el

“La Real Academia Española define por Sistema a: un conjunto de reglas o principios sobre una materia racionalmente enlazados entre sí”.

En toda organización societaria se dictan reglas, las mismas se ponen a consideración, se aprueban, se reforman y se conoce quienes deben ejecutarlas y cumplirlas. Cada una de ellas genera derechos y obligaciones.

Hoy, el fútbol, a través de la ya probada compra de votos para elegir sedes de campeonatos mundiales, probados sobornos en compra de resultados de partidos,  sospechas mundiales sobre actuaciones de árbitros, y que nada de esto se ha erradicado, ponen por primera vez al SOF (Sistema Organizado del Fútbol), en una crisis propia –no externa-, que también se observa en las políticas de la mayoría de los gobiernos mundiales que llevan adelante en los estados, aunque en el fútbol, lo que está en juego es la esencia misma de la disciplina deportiva.

Para manipular el juego como tal, hay que generar reglas disciplinarias rígidas: el fútbol las tiene. Si hay que perforar a ellas, buscaremos “el, la o las” empresas perjudicadas económicamente para llevar una denuncia de que fondos “sponsoreos” a competencias deportivas que se desviaron para la compra de voluntades: votos igual a corrupción. El fútbol las encontró y fueron empresas con capitales norteamericanos quienes le dieron en “bandeja de plata” a una fiscalía de Nueva York para que se investiguen: fraudes, fraude y lavado de dinero, lo que se conoce como FIFA Gate.

Y por si todo esto fuera poco, el avance la tecnología, la cada vez mayor degradación de quienes son los jueces del juego, y la idea de imponer un campeonato mundial cada cuatro años, nos hacen aventurar un futuro incierto, tan tenebroso como caótico, en un mundo caótico, plagado de desigualdades sociales, donde el fútbol se transforma siempre en un lecho para encausar razones de ordenamiento social.

La actualidad indica que el VAR, igualdad de oportunidades para fútbol masculino y femenino en todas sus categorías y mayor ingreso a las arcas de las Federaciones, con un campeonato mundial cada dos años, parece ser el Norte de la brújula de los actuales dirigentes en al menos FIFA, continente europeo y Sur América.

La tecnología se incorporó y sin mayores inconvenientes el SOF de la Premier League lo puso en práctica sin sobresalto, aunque. Hay que resaltar que algunas sanciones dudosas de los árbitros siempre han sido “beneficiosas” para los clubes de mayor poderío económico. En Sur América, no es generalizada la utilización de la tecnología en las competencias locales, aunque si en las continentales. Esto deja en evidencia una clara desventaja en cuanto a las acciones de juego, más aún, porque la regla no tiene un criterio único, y porque son muy pocos los árbitros ingleses, quienes están haciendo docencia para dar a conocer su espíritu en la utilización de la nueva tecnología.

En igualdad de oportunidades los clubes de Europa marcan el camino. En América del Norte, es Concacaf con Estados Unidos quien saca diferencia deportiva y organizativa. En Sur América, Brasil, responde a la misma lógica norte americana en el desarrollo y avanza. Y me queda sólo una pregunta, Brasil y EEUU, tuvieron este desarrollo de fútbol femenino por la mera coincidencia de que es el mismo “sponsor” quien lanzó en ambas confederaciones o es una coincidencia mucho mayor.

Y cómo en todo sistema capitalista, el hombre es el explotador del mismo hombre. FIFA, a través de su presidente Gianni Infantino, y con los votos que consiguió a través de la ayuda caritativa de su Fundación en los últimos años (fue creada en marzo de 2018, como órgano independiente para darle legalidad al flujo de dinero que ingresa a FIFA), el suizo se encamina a que antes de la disputa del campeonato mundial de Qatar 2022, se oficialice que desde 2030 (después de disputarse la tripartita Copa del Mundo 2026 entre Estados Unidos, México y Canadá) se anuncie que el Mundial se realizará cada dos años.

Con el juego de apuestas on line ya legalizado en todo el mundo, con un capital económico que necesita de una actividad global para “esconder la pelota” de multimillonarios movimientos de dinero, la idea de Infantino seduce a quienes han transitado muy poco la Universidad de la esencia de la disciplina fútbol: vestuarios, campo de juego, tribuna, campito y se encamina a ser una realidad.

Las voces en contra de esta idea son tenues, casi imperceptibles. Los clubes europeos grandes están en su propia disputa. UEFA y Conmebol, por ahora, no muestran políticas en común para hacer frente a la idea. Concacaf, Asia y Africa, están en el mismo juego: tienen mucha capacidad de seguir a quienes son los conductores, por lo que si los jugadores y cuerpos técnicos, -quienes van a ser los “explotados modernos” de la “esclavitud multimillonaria” del fútbol-, no levantan sus voces, difícilmente, se pueda detener esta idea que ya tiene muchos adeptos dentro del templo laico, aunque donde la mayoría no entiende la “homilía” que se está manifestando, son fieles seguidores de la pasión que despiertan los colores de una camiseta.

Por Carlos Valduvino – periodista

Este artículo fue posible a la autogestión de periodistas. Hoy necesitamos de vos. Te invitamos a que seas parte de la comunidad de Al Toque Deportes asociándote con un mínimo aporte mensual

Publicidad
Publicidad
Publicidad

Tendencias

Propietario: Cooperativa de Trabajo Al Toque Ltda. Director: Diego Alejandro Borghi. Sebastián Vera 940, Río Cuarto, Córdoba.
Fecha. Edición N° Edicion . Registro de la Propiedad Intelectual N°09649388