Encontranos

Fútbol

Este equipo tiene todo

La victoria fue por la mínima, suficiente para dejar en el camino a un duro Estudiantes de Buenos Aires. El equipo mostró otra faceta, no fue total dominador, sin embargo surgió desde adentro la fórmula de los dientes apretados y el hambre de gloria. Estudiantes accedió a la final del Reducido, una más para los de Vázquez.

Iván Ortega

Publicado

en

Estudiantes se metió en la final por el segundo ascenso a Liga Profesional.

Este miércoles por la noche Asociación Atlética Estudiantes consiguió el boleto a la final por el segundo ascenso de la Primera Nacional. El “celeste” derrotó por la mínima a Estudiantes de Caseros con el tanto de Ibrahim Hesar a los 18 de la primera parte y de la cancha de Rosario Central salió triunfador. Lo que viene será Platense, a quien enfrentará el domingo próximos desde las 21.10 en el estadio “Marcelo Bielsa” de Newell’s.

Con el resultado puesto, hay que decir que Estudiantes mostró varias caras en un mismo partido. Aunque lo que hay que resaltar es el fortalecimiento colectivo que sostuvo luego de los antecedentes cercanos que presentaba: perder la primera final por el ascenso.

El “león” tardó uno minutos en aclimatarse en el Gigante de Arroyito, es por eso que por su ala izquierda de la defensa sufrió la avanzada de Estudiantes de Caseros. Badiera y González Metilli creaban por su derecha y doblegaban a Formica, que no tenía un volante de oficio por delante. Así llegó el “pincha” a amenazar, aunque no hirió.

De a poco Estudiantes se acomodó en sus ejes. No sólo hubo coordinación en defensa, sino que también Padilla se pegó a Metilli y lo anuló. Además, por delante de la línea defensiva Beraldi y Bottino empezaron a hacer correr mucho mejor la pelota y en consecuencia el juego ofensivo creció.

El gol, único del partido, llegó a los 18’ de iniciado el compromiso. Triangulación de pases en ataque, doble pared, la tocaron Beraldi, Bottino, Sepúlveda y Cainelli, y finalizó Hesar dándole un pase a la red para coronar un verdadero golazo. El ex Belgrano tiene cuatro goles en el Torneo Transición, tres de ellos se los hizo a Estudiantes de Caseros.

Posterior a la ventaja, Estudiantes  empezó a jugar el partido como se lo pidió la circunstancia. Primero se acomodó, luego dominó y con el correr de los minutos debió replegarse y apostar a otra cosa. En el cierre de la primera parte se vio la primera señal de lo que haría el “león” en lo que restaba del partido: Cainelli encabezó un gran contrataque, la condujo en complicidad con su mejor socio (Benavídez) y Saracho terminó sacando la definición al córner.

El rival crecía en metros en cancha, generaba peligro y las piernas de los medios de Estudiantes no eran las mismas. Comenzó a sentirse el cansancio por el sofocante calor que hacía, la presión alta ya no era la misma, y es por eso que Vázquez estuvo rápido y mandó tres cambios juntos en los primeros minutos del complemento. Adentro Néstor Ortigoza, Yair Arismendi y Maximiliano Comba por Beraldi, Hesar y Cainelli. La contrapropuesta era tener más tenencia con el ex San Lorenzo, mientras que Comba y Arismendi sean los encargados de hacer el ida y vuelta por las bandas.

Así el juego se empezó a romper. Los de Caseros iban con toda furia en busca del empate y los de Vázquez decidieron cerrarse en una especie línea de cinco (con Padilla alternando entre medio y defensa).

El mediocampo no existió en los últimos quince minutos. Los equipos lo “saltearon” buscando defender intensiones. El “león” defendía, cedía para la dupla Ortigoza – Bottino y la voluntad hacia adelante era liquidar de contra. Por su parte, Estudiantes de Caseros, que ya no generaba como antes, apostó a Bolzzico – Figueroa, las dos torres que tenía en el banco y mandó a la cancha para sacar algún rédito.

Circunstancialmente las oportunidades para uno y otro aparecieron. Metilli lo tuvo luego de un descuido en defensa y una salida (necesaria) fuera del área de Olivera, tiempo después Garay hizo lo propio con un remate de media distancia, aunque lo más manifiesto en chances fue la de Arismendi.  Ortigoza comandó la contra, Comba fue generoso y cedió para “Toto”, que increíblemente falló un gol casi hecho a los 43’ del ST.

Un suelo regado de sudor, esfuerzo al máximo de los dos equipos y con el resultado a favor para uno solo. Estudiantes consiguió un trabajoso triunfo ante su homónimo de Caseros y se metió en la segunda final de Primera Nacional. Esta oportunidad llega luego de caer ante Sarmiento de Junín, el equipo se hizo fuerte y no sintió el golpe de hace diez días.

El “león” demostró que sigue en un buen momento. El domingo definirá su suerte ante Platense en cancha de Newell´s Old Boys. El plantel se quedó en Rosario, entrenará en el predio de Central y seguramente quienes se quedaron en Río Cuarto viajen a reencontrarse con los suyos (entre ellos Lucas Suárez, habitual titular que cumplió una fecha de suspensión).

Estudiantes sigue con ritmo, la ilusión está en alza. De ninguna manera este plantel renunciará a sus convicciones, la apuesta sigue siendo la misma. Este equipo tiene todo y es merecedor del logro máximo.

La final entre Estudiantes y Platense será arbitrada por el mundialista Néstor Pitana, quien estará acompañado por los líneas Pablo González y Gerardo Carretero. El cuarto hombre será Fernando Echenique.

Foto: prensa Estudiantes
Redacción Al Toque

Este artículo fue posible a la autogestión de periodistas. Hoy necesitamos de vos. Te invitamos a que seas parte de la comunidad de Al Toque Deportes asociándote con un mínimo aporte mensual

Continuar leyendo
Publicidad

Tendencias

Propietario: Cooperativa de Trabajo Al Toque Ltda. Director: Diego Alejandro Borghi. Sebastián Vera 940, Río Cuarto, Córdoba.
Fecha. Edición N° Edicion . Registro de la Propiedad Intelectual N°09649388